Crediautos   Pago Express

Menu

¿Por qué debes cuidarte de las automotoras con crédito directo?

11 de Enero , 2021

Poster Noticias Crediautos

Cotizar en una automotora para obtener un  crédito automotriz es una de las primeras formas de financiamiento que se consideran a la hora de comprar un auto. Por eso, muchas de ellas ofrecen la opción de crédito automotriz directo que puede venir acompañado de bonos y/o descuentos que hacen que la oferta sea mucho más atractiva.

 

Sin embargo, optar por este tipo de créditos no siempre es la opción más conveniente y hoy en Crediautos te contaremos por qué es mejor cuidarse de las automotoras que ofrecen créditos de este tipo de.

 

 

 

¿Qué es un crédito directo?

 

En palabras simples, un crédito directo es un préstamo que ofrecen las automotoras de forma independiente para que los clientes puedan financiar la compra de un auto, con tan solo colocar al huella en el verificador de indentidad.

 

Pero, las automotoras suelen aprovecharse de la ‘rapidez’ de este tipo de créditos para ofrecer bonos y ‘flexibilidades’ que luego de un tiempo jugarán en tu contra.

 

Cuídate de lo que te ofrecen las automotoras

 

Las automotoras con crédito directo ofrecen llamativos bonos y flexibilidad en los plazos de pago, pero lo cierto es que, a la larga, termina siendo un crédito con altas tasas de interés y gastos operacionales.

 

  • Bonos e inmediatez: si bien es cierto que el crédito suele entregarse en el mismo punto de venta, se aprovechan de esto y juegan con la ansiedad y desinformación del cliente, para disfrazar las tasas de interés con supuestos bonos, que posteriormente te harán pagar demás.
  • Su objetivo es endeudarte: No educan al consumidor, es por esto que el auto te lo puedes llevar el mismo día,  pero no se preocupan por ofrecerle al cliente un crédito acorde al bolsillo, su principal objetivos es endeudarte más.

 

Si no analizas con cuidado la letra chica, estos puntos pueden parecer sumamente atractivos, sin embargo, es importante mirar más allá de los beneficios superficiales y velar por la seguridad y tranquilidad financiera que es una de los elementos esenciales para mantener una buena calidad de vida.

 

 

 

Por eso, te contamos cuáles son las principales desventajas de adquirir un crédito directo:

 

  • Altas tasas de interés

    Debido a la facilidad de optar a estos créditos, hay mayores riesgos, por eso las automotoras elevan su tasa de interés y cobran mucho más por los gastos operacionales. En conclusión, todos los descuentos y beneficios que ofrecen en primera instancia no son tan convenientes si se comparan con los intereses y el monto final de la deuda.

  • Stock limitado

    Los créditos directos solo pueden ser utilizados en la automotora donde se solicite, por lo tanto, la elección del vehículo queda limitada a los modelos que dicha empresa tenga disponibles.

 

En conclusión, muchas automotoras utilizan estrategias de marketing para inducir la elección del cliente. No obstante, las tasas de interés son tan altas que, finalmente, hacen que el valor total del vehículo sea superior y que los beneficios ofrecidos no sean convenientes.

 

 

En Crediautos estamos interesados en tu libertad financiera y queremos que pagues lo justo por tu auto, por eso, contamos con el servicio de portabilidad financiera con el que podrás recuperar el control de tus finanzas.

 

¡Te explicamos cómo funciona!

 

¿Qué es la portabilidad financiera?

 

Nuestro servicio de portabilidad financiera funciona tal como lo hacen las compañías móviles con la portabilidad numérica. Es decir, si no estás conforme con el servicio que te entrega tu actual empresa crediticia, puedes cambiarte a Crediautos.

 

Con esto, logramos reajustar tu actual crédito y ofrecerte condiciones más competitivas que lograrán mejorar tu situación financiera.

 

Si quieres saber más sobre este servicio, puedes leer este artículo donde te respondemos 5 preguntas claves sobre portabilidad financiera enfocado en créditos automotrices.

 

¿Cuáles son los pasos para portar tu crédito automotriz?

 

Optar a este servicio es bastante simple, solo tienes que seguir 5 pasos:

 

  1. Solicitar y rellenar el formulario de portabilidad financiera.
  2. Nosotros evaluamos tu solicitud.
  3. Posteriormente, te enviaremos una oferta detallada que puedes aceptar o rechazar, según tus opciones, preferencias y situación actual.
  4. Una vez aceptada la oferta, debes firmar el nuevo contrato para traspasar tu deuda.
  5. Finalmente, nosotros nos encargamos de los trámites relacionados con el traspaso de deuda.

 

Si quieres saber más en detalles, hemos preparado un vídeo donde puedes conocer más sobre el paso a paso de este proceso.

 

Ya lo sabes, los créditos directos no siempre son la mejor opción para adquirir tu vehículo. Es importante siempre fijarse en las tasas de interés y cuál será el monto total de la deuda y no dejarse llevar por las ofertas atractivas que ofrecen las automotoras.

 

Si ya tienes un crédito automotriz y no te conviene, ¡cámbiate a Crediautos! Con la portabilidad financiera puedes reducir significativamente los costos de tu cuota mensual y podrás tener tus deudas bajo control.

 


Suscríbete a nuestras novedades